You are here

La Costa Brava con Niños: Plan para una Semana

La Costa Brava es un destino ideal para explorar con niños, nosotros volvimos encantados de nuestro viaje de 7 días. La Costa Brava ofrece a las familias sus espléndidas playas y calas, sus pueblos de costa con casitas blancas, las poblaciones medievales en el interior y sus senderos que recorren la costa. Tampoco hay que olvidarse de Girona, una ciudad fácil de recorrer en un día o de Figueres y el museo de Dalí. Os explicamos nuestro viaje a la Costa Brava con niños con detalle en este post!

Una semana en la Costa Brava con niños


Nuestro Alojamiento en la Costa Brava

Al viajar con dos familias, optamos por un alojamiento espacioso en el interior, en el pequeño pueblo de Ullastret en el Baix Empordà. El Baix Empordà es la zona centro de la Costa Brava desde donde es fácil llegar a diferentes sitios de interés.

La casa se llama Can Pitu. Lo mejor de la casa fue el jardín con piscina (que no usamos mucho a ser Abril y no hacer muy buen tiempo, aunque los niños se dieron un baño muy breve y muy frío).

Can Pitu en la Costa Brava

Por dentro la casa es de decoración rústica, pero cómoda con habitaciones espaciosas. Nos gustó tener Ullastret como base para explorar la Costa Brava, ya que los desplazamientos a los sitios de interés eran relativamente cortos.

Alojamiento Costa Brava

En el pueblo no hay muchos servicios, para ir a un supermercado tienen que ir a otro pueblo, pero es un pueblo bonito y tranquilo donde incluso podéis hacer geocaching. Al lado del pueblo hay un poblado ibérico que podéis visitar.

Otros alojamientos en la Costa Brava que os podrían interesar para ir con niños son:

  • Can Pipa: una casa rual de 3 habitaciones en el pueblo medieval Peratallada. 
  • Can Barrull: Un Bed & Breakfast en Sant Feliu de Boada con jardín y espaciosas habitaciones
  • Mas Masaller es es una casa de campo del siglo XIII convertida en un hotel elegante y situada a solo 3 km de La Bisbal d'Empordà. El establecimiento cuenta con una piscina y ofrece alquiler gratuito de bicicletas. También tiene una zona de juegos para niños con mesa de ping pong, una sala de juegos y un salón
  • El Arrels d'Emporda es un aparthotel moderno con piscina al aire libre compartida y está situado en Palafrugell.
  • Can Pujol es una casa rural con apartamentos. Hay animales de granja. 
  • Amigos recomiendan Can Caranta en Pals: una casa de pueblo restaurada y con piscina. Todas las habitaciones tienen un baño.

 

Los Pueblos de la Costa Brava

La Costa Brava tiene un montón de pueblos de ensueño para visitar tanto de costa como de interior. De hecho, es casi imposible verlo todo, así que habrá que hacer una selección.

El Pueblo Medieval Peratallada

A nosotros nos encantó el pueblo Peratallada, a solo 10 minutos de nuestro alojamiento. Es uno de los pueblos más importantes de Catalunya en cuanto a aquitectura medieval. Vale la pena dar una vuelta por el pueblo y perderte por su calles medievales. Os recomendamos pasar por Cal Tuset, donde venden unas magdalenas muy ricas: de manzana, de chocolate, de mermelada...

Las calles de Peratallada

Las calles del pueblo son peatonales y los niños pueden disfrutar de correr (o andar) sin peligro. ¡Pensamos que es una visita impresincdible en la Costa Brava! Puedes dejar el coche en el parking (de pago) habilitado a las afueras del pueblo.

Una tienda en Peratallada

Un Paseo por Pals

Pals es otro de los pueblos medievales y uno de los más conocidos en la Costa Brava. A nosotros nos gustó más Peratallada, pero Pals tiene su encanto también. Es un buen destino para callejear sin prisas una mañana o tarde. De Abril a Octubre puedes subirte con los niños al Xiulet de Pals, un trenecito turístico que recorre los campos de arroz de los alrededores. 

Calella de Palafrugell con niños

Calella de Palafrugell es un pueblo que está en la costa y que aún tiene el encanto de un pequeño pueblo de pescadores. Nosotros no pudimos bañarnos como podéis ver en las fotos, pero tiene una playa preciosa.

Calella de Parafrugell

Os recomendamos dar un paseo por el camino de ronda entra Calella de Palafrugell y Llafranc. El Camino de Ronda es un camino que transcurre por la Costa Brava entre los pueblos de Blanes y Port Bou y que era utilizado por la Guardia Civil para controlar la frontera marítima española y evitar el contrabando.

Camino Ronda de Parafrugell

Hoy en día es un sendero turístico ideal para recorrer (en parte) con niños. Desde Calella de Palafrugell es un paseo corto, fácil y agradable de unos 20 minutos hasta llegar a Llafranc. Los niños hicieron el recorrido con facilidad, pero no es apto para carros de bebé (hay escalones). Comimos en Llafranc en el restaurante la Sirena, muy rico y con vistas a la playa.

La playa de Llafranc

El Faro de San Sebastián

Este faro está entre Llafranc y Tamariu a unos 170 metros sobre el nivel del mar. Es el faro más importante de Cataluña.

Vistas del faro de san sebastian

Junto al faro está el yacimiento ibérico de San Sebastián de la Guarda y también un restaurante que lleva el nombre del faro. Hay unas bonitas vistas de la costa. Para los aficionados: en los alrededores hay un geocach.

Caminar por el Faro de San Sebastian

Cadaqués

Un poquito más lejos (a una hora de nuestro alojamiento) está Cadaqués, un pueblo que sin duda merece una visita. Nosotros lo hicimos como excursión de un día y lo combinamos con una subida (en coche) al Faro Cap de Creus a 20 minutos de Cadaqués. Para llegar a Cadaqués pasas por caminos con muchas curvas, algo para tener en cuenta si tienes peques que se marean en el coche. Hay un pequeño parking justo a la entrada del pueblo (de pago). 

La Playa de Cadaques

Cadaqués es un pueblo pesquero precioso con sus calles estrechas y casitas blancas. Nuestro plan era andar sin rumbo y disfrutar, así que es justo lo que hicimos. Desde el punto más alto del casco antiguo, en la Iglesia de Sta. María y la Torre de Sa Fusta, hay una vista preciosa del pueblo y de la bahía. En abril no había mucha gente, pero nos han dicho que es mejor evitar el pueblo en pleno verano por la afluencia de turistas. 

Mirador de Cadaques

Subimos en coche al Faro de Cap de Creus, algo que de verdad recomendamos. El parque natural es precioso, parece que vas a llegar al fin del mundo. Es un lugar muy bonito para hacer senderismo, pero cuando estuvimo hizo tanto viento que era imposble. ¡Casi nos volamos! 

En la vuelta podéis hacer una visita a la casa de Dalí en Portlligat.

Cap de Creus

 

Las Playas y Calas de la Costa Brava

Ya que fuimos en Abril, no nos bañamos (solo los pies), pero sí visitamos algunas de las playas y calas de la Costa Brava.

La Playa de Tamariu

Tamariu tiene una playa muy bonita, de arena. Esta localidad no está lejos de Calella de Palafrugell y Llafranc. Para llegar a Tamariu tienes que atravesar Palafrugell y seguir las indicaciones de “Platges“. Es un camino muy bonito que atraviesa un bosque de pinos. La verdad es que la Costa Brava tiene una naturaleza muy bonita. Nosotros disfrutamos de un pequeño paseo por el pueblo y la playa y comimos en el restarante Es Dofi.

Tamariu con niños

Hemos leído que vale la pena visitar la cala Aigua Xelida también!

Disfrutar de Sa Tuna

Sa Tuna es una pequeña playa de piedras no muy lejos de Begur. Los niños se atrevieron a bañarse los pies y los adultos se aventuraron a recorrer un trocito del Camino de Ronda. Calas con encanto que están cerca, pero no pudimos visitar son: Aiguablava, Sa Riera, Aiguafreda, Platja Fonda y Fornells.

Sa Tuna

Platja de Castell y Cala S'Alguer

Platja de Castell nos gustó un montón por su amplitud y el hecho de que no hay casas cerca. Es un lugar ideal para jugar en la arena y de andar por el Camino de Ronda hasta Cala S’Alguer. Cuando miras al mar, el camino empieza por la derecha.

Vistas al Platja Castell

Es un camino que vale la pena recorrer para conocer a Cala S’Alguer, un antiguo barrio pescador, pequeñito y con mucho encanto. Para nosotros el lugar ideal para sacar algunas fotos y tomarnos un bocadillo. Nosotros volvimos a Platja Castell, pero si os apetece podéis seguir andando hasta playa La Fosca, en Palamós.

Cala s'alguer

Girona

Ya que no estaba muy lejos, decidimos visitar Girona en un día. Aparcar en Girona fue fácil, en la entrada de la ciudad hay un parking grande que se llama Parking la Copa.

El culo de la Leona
Nuestra primera parada en Girona ciudad era la Leona. O mejor dicho...el culo de la leona en la calle Calderers. Dice la leyenda que hay que besarle el culo para poder volver sana y salva a la ciudad. No la besamos, pero sí la tocamos.

Culo de la Leona

Edificios religiosos y el barrio Judío
Otra parada obligatoria es subir las escaleras de la Basílica Sant Feliu, que está justo al lado de la Leona. Es uno de los edificios góticos más representativos de la ciudad. No muy lejos de aquí está la catedral de Girona- aquí grabaron escenas de la famosa serie Juego de Tronos. 

Iglesia Sant feliu

Desde aquí puedes seguir explorando la ciudad, adentrándote en las calles más estrechas del barrio judio, conocido como el Call. El barrio judío de Girona está delimitado por la plaza de la Catedral, la calle de la Força, la  travesía Lluìs Batlle y la calle de Clavería.

Vistas de Girona

 

La Muralla de Girona
Otro plan chulo para hacer con niños en Girona ciudad es subirte a la muralla y dar un paseo sobre ella. La muralla tiene diferentes puntos de acceso: desde el Jardín de Infancia (a la riba del río Onyar), los Jardines de la Francesa (Catedral), y los jardines de John Lennon (Paseo Arqueológico). ¡Pasear sobre ellas es fácil y divertido!

Murallas de Girona


El
 Puente de les Peixateries Velles
El Puente de les Peixateries Velles es uno de los puentes famosos de Girona. Es un puente peatonal rojo de metal que diseñado en el taller de Eiffel. Ahora es un lugar muy bonito para sacar fotos del río Onyar, las casas de colores y la catedral de fondo. 

Vistas desde el puente de les peixateries velles

Puente Girona

Muy cerca está la heladería de Jordi Roca: Rocambolesc. Os recomendamos una paradita para saborear uno de los muchos helados especiales que tienen (y comértelo con calma cerca del puente). Por dentro, la heladería parece un poco a la fábrica de chocolate de Willy Wonka, es muy chula. 

Rocambolesc

Helados de Romcabolesc

 

Visitar museo de Dalí en Figueres con niños

Ya que nos salió un día con lluvia durante nuestra estancia con niños en la Costa Brava, decidimos visitar el teatro-museo de Dalí en Figueres. Compramos las entradas online, te dan una franja horaria en la que puedes entrar al museo, así evitas colas y la visita resultará más cómoda. Fue una visita muy interesante, pero con demasiada gente. Era difícil moverse por el museo y ver las obras con tranquilidad. No sé si siempre es así o si fue por la lluvia. 

Por fuera el edificio es muy curioso: con unos huevos muy grandes en el techo. A los niños les llamó mucho la atención. 

Museo de Dalí

Por dentro sigue siendo muy curioso ya que el museo fue diseñado aprovechando los restos de un antiguo teatro derruido. Una vez dentro primero hay un patio con un cadillac. Acércate al coche para mirarlo por dentro....

Museo Dalí en Figueres

La sala principal es muy grande y tiene una pintura gigante, realmente impresionante. Lo bueno de las obras de Dalí es que a los niños también les gusta su mundo de fantasía. Además, nuestros hijos habían hablado sobre Dalí en el cole, por lo que aún fue más interesante.

Mirando fotos de dalíMuseo Dalí en Figueres con niños

Una de las obras más curiosas es la habitación que se transforma en la cara de Mae West cuando miras através de una lupa que hay en la sala. En la habitación hay un sofá en forma de labios rojos, unos cuadros que se transforman en sus ojos y la chimenea que será su nariz. Es la habitación que más cola tenía....pero valió la pena. 

Cara de Mae West

Al final de la visita te encuentras con unas divertidas fotografías de Dalí, que a los niños les parecieron geniales. 

Esperemos que con estos consejos tenéis la información suficiente para empezar a planificar vuestras vacaciones en la Costa Brava con niños, abajo os sugerimos un itinerario de una semana.  Y si queréis explorar la Provincia de Girona te recomendamos el post Vacaciones con Niños en la Provincia de Girona. 

Cala s'alguer con casitas

Itinerario de 7 días por la Costa Brava con Niños: 

  • Día 1: Llegada a la casa por la mañana. Por la tarde visita a Peratallada
  • Día 2: Visita a Callella de Parafrugell, caminar hasta Llafranc por el Camino de Ronda y comer en Llafranc. Depués de comer, visita al Faro de San Sebastían y acabar el día en Tamariu
  • Día 3: Visita a Girona
  • Día 4: Visitar Cadaqués por la mañana y después de comer visitar el Faro de Cap de Creus. Si da tiempo, en la vuelta podéis hacer una visita a la casa de Dalí en Portlligat.
  • Día 5: Begúr y Cala Sa tuna, por la tarde a Pals
  • Día 6: Visita a Museo de Dalí en Figueres 
  • Día 7: Platja Castell y S`alguer, vuelta a casa

 

Sobre el autor

Menudos viajeros's picture

Menudos viajeros

Somos Menudos Viajeros! Una familia con un papá español y una mamá holandesa y dos niños (8 y 5 años) dispuestos a comerse el mundo.

Opiniones

Déjanos tu opinión